miércoles, 2 de abril de 2014

¿SERÁ DETROIT NUESTRO FUTURO?



Marcos Villapún · Vitoria


Desde hace más de un año venimos conociendo el ocaso de la ciudad más importante del estado norteamericano de Michigan. El declive de una ciudad en el corazón del imperio estadounidense, un símbolo del poderío industrial y del sueño americano. Algunas imágenes muestran cada día la arquitectura muerta y devaluada de la ciudad de las bocinas y de la música, de Detroit. En su momento, un artículo de la revista Time, mostró gráficamente el estado de la ciudad vista desde el objetivo de los fotógrafos franceses Yves Marchand y Romain Maffre.
 
Bagley-Clifford office _ Yves Marchand y Romain Meffre



Michigan Central Station _ Yves Marchand y Romain Meffre
Hace unos 100 años aproximadamente, Detroit era conocida como la “Motor City”, vivía inmersa en la producción indiscriminada de productos de automoción, se mostraba orgullosa como la cuarta mayor ciudad de los Estados Unidos de América. Pero todo cambió a partir de los años 50 del siglo pasado, cuando los días de gloria iban tocando a su fin. Hasta este momento, el esplendor que mostraba la ciudad se veía traducido en una población de casi 2.000.000 de habitantes, la industria del motor abordaba cada conflicto, generaba empleo, riqueza y prosperidad, pero poco a poco, con la caída de la industria, Detroit se fue diluyendo. Detroit se muestra ahora como una ciudad decadente, muestra verdaderas obras arquitectónicas como cadáveres, se muestra como una ciudad donde apenas viven 700.00 personas, y donde la tasa del desempleo se acerca al 50 %. Subsiste ahora gracias a donaciones privadas, se ha roto el sueño americano. Su futuro está muy cuestionado, las ruinas son la realidad, se está convirtiendo en un enorme parque de aventuras, con las ruinas como telón de fondo.
Packard Motors plant _ Yves Marchand y Romain Meffre

Packard Motors plant _ Yves Marchand y Romain Meffre
Pero, ¿podría ocurrir lo mismo en alguna ciudad de nuestro país? La industria del automóvil supone en España el 10% del PIB y cerca del 20% del total de las exportaciones. Tenemos claro que vivimos en un país en el que la industria del automóvil es fundamental, genera miles de empleos directos, y otros muchos miles más de forma indirecta. España es el primer productor europeo de vehículos industriales y el segundo de automóviles. Con el auge de la industria automovilística asiática, su competitividad y la crisis económica en la que estamos inmersos desde 2008, ¿podríamos ver en algún momento una Detroit en España?
Mapa del motor en España
No estoy queriendo decir que pueda pasar lo mismo en grandes ciudades como Madrid o Barcelona, tal vez tampoco en Valencia o Sevilla, pero si miramos el mapa de la industria del motor de nuestro país, podríamos preguntarnos qué pasaría con esas otras ciudades si la industria del motor buscase mayor rentabilidad en otros mercados. ¿Qué sería de Vigo sin PSA Peugeot Citroën? ¿De Santander o Vitoria sin Mercedes? ¿De Pamplona sin Volkswagen? ¿De Palencia o Valladolid sin Renault?
Mercedes _ Vitoria

Mercedes _ Vitoria

PSA Peugeot Citroën _ Vigo
Estas preguntas surgen de la reflexión en torno al caso conocido de Detroit, tal vez sea desmesurada la extrapolación del caso americano a cualquiera de nuestras ciudades, pero ¿de no ser así? La realidad de nuestra economía pasa por la importancia y relevancia de la industria del motor, pasa por los miles y miles de familias que viven de una u otra forma del sector de la automoción, si fallase, si la inversión cesase, si las grandes firmas se llevasen sus empresas a otros mercados donde la producción sea más rentable, ¿sufriríamos el efecto Detroit?

Es cierto que el sector muestra cierta recuperación, que se prevé la fabricación de 2,4 millones de unidades de vehículos para 2014, pero de continuar el desplome de las ventas, ¿qué pasaría?

Estaríamos avocados nuevamente a reinventarnos, tal vez podríamos promocionar el turismo de ruinas. Podríamos desarrollar parques de aventuras en lo que hoy son parques industriales, podríamos buscar una salida a un panorama que sin duda alguna, parece bastante complicado.

http://es.photojpl.com/temas/ruinas-detroit/

*fotografías: Yves Marchand y Romain meffre
                     Vari@s internet

2 comentarios:

ÚLTIMAS ENTRADAS